Cuando todo esto comenzó, nadie esperaba que llegáramos al año 2017.


Siempre se dice que el mundo ha cambiado pero que la iglesia no cambia y se distancia del mundo, pero eso cambia de iglesia en iglesia.

Desde que comenzamos en el 1993 hemos estado construyendo una casa para la generación que está y para la que viene.  

Este pasaje nos debe inspirar todo el año:
"Esto es lo que he determinado para toda la tierra; ésta es la mano que he extendido sobre todas las naciones. Si lo ha determinado el Señor Todopoderoso, ¿quién podrá impedirlo? Si él ha extendido su mano, ¿quién podrá detenerla?" (Isaías 14:26, 27)

Nuestras 6 resoluciones para el año de victoria:


1. Conocer los verdaderos problemas de nuestra sociedad.
Saber la magnitud de nuestra situación demográfica es parte de esto.

Razón de personas 60+ y 18, 25/10- año 2000   15/10- año 2010 10/10- 2015.

2. Continuar en el evangelio completo.
- Cristo y su reino

3. Alcanzar personas que no conocen a Cristo.
- Los que menos se parecen esos vendrán.
- Celo evangelístico y deseo de ver gente salvarse.
- Aprovechar y utilizar todo método actualizado para alcanzar.

4. Tumbar viejas barreras tradicionales.
- Entender que Jesús vino a derribar las tradiciones y el legalismo, no para implantar nuevas sino para hacernos libre.

5. Ver al mundo como lo vio Jesús.
- No para condenarlo sino para salvarlo.

6. Tener la iglesia más en serio en nuestras prioridades.
- Cómo tratamos los ministerios y al resto del cuerpo.
- Consistencia en dar y estar.
"Cada uno debe dar según lo que haya decidido en su corazón, no de mala gana ni por obligación, porque Dios ama al que da con alegría." (2 Corintios 9:7)

Lo más tremendo es que muchas de estas cosas ya están en nosotros y solo tienen que desarrollar más.  Estas semillas ya están germinando en nosotros.

Este es el año para ver todas las promesas que Dios ha hecho a este lugar y toda palabra profética que se ha declarado sobre tu vida y la vida se esta iglesia.

Esta es nuestra lista de victorias que queremos ver.

"Confía en el Señor y haz el bien; establécete en la tierra y manténte fiel. Deléitate en el Señor, y él te concederá los deseos de tu corazón. Encomienda al Señor tu camino; confía en él, y él actuará." (Salmos 37:3-5)

"No nos cansemos de hacer el bien, porque a su debido tiempo cosecharemos si no nos damos por vencidos." (Gálatas 6:9)


Pastor Pedro Torres


La Iglesia en el 2017